Alberto Cortez, el argentino que marcó a toda una generación

Las canciones de Alberto Cortez tuvieron amplia difusión entre fines de los 60 y la década del 80.
Las canciones de Alberto Cortez tuvieron amplia difusión entre fines de los 60 y la década del 80.
FOTO: EFE

Eran los años 60 en Cuba. A fines de esa década que nos cambió la vida a tantos cubanos una canción nos hacía soñar, era En un rincón del alma, del cantautor argentino Alberto Cortez.

Recuerdo que mi hermana la cantaba en casa y cuando íbamos los estudiantes hacia el campo, a realizar tarea agrícolas por varios días, la escuchábamos en nuestras hamacas por las noches y las emociones, lejos del hogar, se disparaban. Versos de esa canción como "Me parece mentira encontrarme tan solo como me encuentro hoy" rayaban nuestra nostalgia de adolescentes.

Ni qué decir cuando escuchábamos esta otra parte de la canción: "En un rincón del alma/también guardo el fracaso/que el tiempo me brindó/lo condeno en silencio/a buscar un consuelo/para mi corazón".

Alberto Cortez marcó a toda una generación con sus poéticas canciones. Sus letras se salían un tanto de la frivolidad que abundaba en lo que se llamó la "década prodigiosa" de la música con verdaderos "monstruos" haciendo de las suyas como Raphael, Massiel y Nino Bravo, por solo mencionar tres de los más grandes.

Cuando un amigo se va fue otra de las canciones más famosas de Alberto Cortez. Muchos la evocarán y cantarán luego de conocerse que el cantautor argentino murió este 4 de abril de 2019, a los 79 años, en España.

Sobre este último tema, Cortez reconocía que le constaba su constante utilización en varios países por fallecimientos y despedidas.

Como anécdota recordaba que cuando el papa Juan Pablo II hizo su último viaje a México, camino al aeropuerto, miles de personas le cantaban esta canción. Entonces dijo que "cuando me enteré, a través de una persona muy allegada a él, me emocioné hasta las lágrimas".

Agregó que le entregó a esa persona el tema para que lo llevara al papa. Juan Pablo II le respondió con "una carta firmada donde se hacían evidentes sus problemas del mal de Parkinson", contó el argentino.

Callejero, Castillos en el aire y A partir de mañana son algunas de las composiciones que popularizó Cortez en toda América Latina y España. Las canciones fueron de amplia difusión entre fines de los 60 y la década del 80.

No menos famosas fueron Mi árbol y yo -que le valió su primer Disco de Oro- , En un rincón del almaNo soy de aquí, A partir de mañana, Camina siempre adelante, Gracias a la vida, La vejez, El abuelo, No me llames extranjero y Te llegará una rosa.

Recibió el premio Grammy a la excelencia musical en 2007. Sus admiradores, decenas de miles en el mundo, le hacen llegar este martes 4 de abril, como sus eternas canciones, caminado siempre adelante, una rosa como despedida.

El adiós de Alberto Cortez

Fuentes cercanas a la familia declararon en Madrid que permanecía internado hace 2 semanas. Había sufrido una hemorragia gástrica y el cuadro empeoró este miércoles 3 de abril por la noche cuando había sido trasladado a planta normal para su recuperación.

Debido a su internación, Cortez debió suspender una serie de shows agendados, uno de ellos el viernes 5 de abril en República Dominicana y otro el domingo en Puerto Rico, afirmaron los productores de los espectáculos.

Íntimo amigo del también cantautor argentino Facundo Cabral lamentó siempre su asesinato en Guatemala. Consideró que su muerte "significó la muerte de todos los cantantes del mundo". Con él hizo la gira "Lo Cortez no quita lo Cabral".

En 2007 se edita en Ecuador su libro Alberto Cortez por los cuatro costados. En julio de 2012 viajó a Ecuador para presentar en el Centro Cívico de Guayaquil su espectáculo Alberto Cortez Sinfónico. / Medios Digitales (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas: