Asambleísta ecuatoriana pedirá anular nacionalización de Assange

Julian Assange fue nacionalizado ecuatoriano de diciembre de 2017.
Julian Assange fue nacionalizado ecuatoriano de diciembre de 2017.
FOTO: Archivo / Medios Públicos

La asambleísta ecuatoriana conservadora Paola Vintimilla pedirá al Ministerio de Relaciones Exteriores que anule la naturalización de Julian Assange. Su pronunciamiento se produce después de la difusión de unos documentos que, a su juicio, revelan serias irregularidades en el proceso.

Vintimilla, que en los últimos meses llevaba a cabo una campaña para que se difundieran los papeles de naturalización del fundador de Wikileaks en diciembre de 2017, considera que, ahora que son públicos, queda probado que se cometieron irregularidades.

"De esos papeles se desprenden todas las irregularidades para darle la naturalización, como el que se hiciera una norma ad hoc porque jurídicamente no había sustento legal para darle (la nacionalidad ecuatoriana)", dijo en entrevista con Efe.

Y agregó que hay "inconsistencia en fechas, una carta donde renuncia a su condición de asilado" de ocho días antes de que los ecuatorianos supieran de este proceso.

Tampoco estaba su naturalización registrada en el sistema electrónico de la Cancillería y, asegura, se le concedió la nacionalidad por decisión de la anterior ministra de Exteriores, María Fernanda Espinosa, para poder concederle un cargo como consejero en la legación ecuatoriana en Moscú.

Retirar la nacionalidad

Esa fue la estrategia de la excanciller, y ahora presidenta de la Asamblea General de la ONU, para tratar de poner fin a seis años de asilo. Vintimilla cree no obstante que ante todas esas irregularidades el proceso debe anularse.

"Lo que estoy pidiendo en nombre de los ecuatorianos, como patriota y nacionalista, es que sea retirada la nacionalidad a Assange por las irregularidades y además porque no se la merece", sostuvo.

A su juicio, el activista no ha cumplido los requisitos de naturalización y lo único que "ha hecho es vivir a costa de los ecuatorianos en las oficinas de la Embajada de Ecuador en Londres".

Bienvenida al nuevo protocolo

También dio la bienvenida al nuevo protocolo que Ecuador va a imponer a Assange como condición al asilo, porque una de las condiciones para ese estatus es no entrometerse en los asuntos políticos, explicó.

"Él ya lo ha hecho tres veces (en las elecciones de EE.UU., en la cuestión de Cataluña y en asuntos de Ecuador) y porqué Espinosa le quitó solo internet, y no el asilo, es algo que habría que preguntarle a ella", cuestionó.

Ahora Assange "deberá adaptarse al protocolo" y "de incumplir cualquier punto" verá anulada su condición de protegido.

"La otra opción que tiene es entregarse a la justicia británica donde podría recibir hasta seis meses de prisión y pagar una multa", concluyó la asambleísta. / EFE

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas: