Gobierno boliviano pide liberar a reclusa que denunció violación

En este caso, el Juzgado Cautelar de Rurrenabaque presentó la imputación contra nueve agentes, ocho acusados de la agresión sexual, y una agente por encubrimiento.
En este caso, el Juzgado Cautelar de Rurrenabaque presentó la imputación contra nueve agentes, ocho acusados de la agresión sexual, y una agente por encubrimiento.
FOTO: Internet

El ministro de Justicia de Bolivia, Héctor Arce, presentó este martes 19 de marzo de 2019 una solicitud formal de libertad para una reclusa brasileña que denunció que fue violada varias veces por policías en una carceleta en el noreste amazónico de Bolivia.

Arce explicó en Twitter que después de varias gestiones del Ministerio de Justicia en Trinidad, la capital de la región amazónica de Beni, se "confirmó varias irregularidades en el proceso de la ciudadana brasileña", por lo que presentaron una solicitud formal de libertad para la mujer.

"Esperemos que las instituciones de la justicia atiendan la solicitud", escribió Arce en esa red social.

Según datos de la Fiscalía, la mujer "habría sido abusada sexualmente, desde 2018, por parte de efectivos policiales en su celda de la carceleta de Rurrenabaque", en Beni.

El Juzgado Cautelar de Rurrenabaque presentó la imputación contra nueve agentes, ocho acusados de la agresión sexual, y una agente por encubrimiento.

Ese juzgado determinó la detención preventiva de los ocho policías en la carceleta de Rurrenabaque, mientras que la agente imputada por supuesto encubrimiento obtuvo medidas sustitutivas.

El sábado la denunciante fue trasladada a la Cárcel Pública de Mujeres en Trinidad para velar por sus derechos y evitar la "revictimización", según ha informado el Ministerio Público.

La mujer de 21 años cumple una condena de tres años por un delito de evasión, de acuerdo a datos de la Fiscalía, que no especificó de qué tipo en concreto, pero que fue condenada en un procedimiento abreviado en diciembre de 2018.

La investigación comenzó el pasado 6 de marzo, para lo cual la Fiscalía realizó una serie de requerimientos y valoraciones periciales.

Un senador del partido opositor Demócratas, Yerko Núñez, visitó a la joven en la prisión y la grabó en un video en el que asegura que era amenazada con un revolver en la cabeza cuando era agredida y que fue obligada a abortar por uno de los agresores tras quedar embarazada, según publicó el diario boliviano El Deber. EFE (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas: