La Magdalena tiene 450 años de historia

La Magdalena, bario que se ubica al sur de la ciudad, se constituye con el nombre que actualmente conocemos en el año de 1557 en honor a Santa María Magdalena.
La Magdalena, bario que se ubica al sur de la ciudad, se constituye con el nombre que actualmente conocemos en el año de 1557 en honor a Santa María Magdalena.
FOTO: Dayana Vinueza

La historia de Quito y sus barrios está estrechamente ligada a la religiosidad, presente desde los primeros pasos de conformación de la capital ecuatoriana.

La Magdalena, barrio que se ubica al sur de la ciudad, se constituye con el nombre que actualmente conocemos en el año de 1557 en honor a Santa María Magdalena, considerada santa por tres religiones distintas.

El crecimiento de la ciudad al extremo sur de su territorio, ha cambiado radicalmente el paisaje de sus barrios de inicios del siglo pasado. Los vecinos de “La Magdalena” de más años recuerdan con nostalgia la denominada quebrada de “Los Chochos”, cuyo origen provine de la colina de Ungüí y hasta la cual llegaban indígenas a lavar los chochos, un grano tradicional y común en la dieta de los habitantes de la serranía ecuatoriana.

En la actualidad, y tras el relleno llevado a cabo en la zona, se extiende la Av. Mariscal Sucre, una de las vías más transitadas y que en sus alrededores acoge distintos negocios de alimentos, abastos, muebles, ferreterías, entre otros.

Al caminar por las calles del barrio, es común encontrarnos con nombres como Toa, Puruhá, Huaynapalcon o Condorazo, lo que reseña el pasado Inca y al asentamiento indígena que lo caracterizó en sus orígenes.

Otra particularidad que encontramos en el sitio es la lavandería municipales, lugar hasta donde mujeres de distintas edades tienen en el ‘lavado ajeno’ un medio de trabajo y sustento familiar. 

Foto: Dayana Vinueza

El sonido del agua, de los cepillos, los golpes a la ropa para sacar al suciedad e interminables recipientes con ropa de todos los tamaños, marcas o colores, es común en este sitio que reemplazó a las quebradas, y al río Machángara sitio en el que antes se lavaba la ropa.

El deporte no puede estar ajeno al desarrollo de este barrio, la Liga Barrial “La Magdalena” se constituyó en 1945, desde aquella época miles de deportistas muestran sus habilidades en la cancha, otrora de tierra, y en el presente de césped sintético, que congrega a los moradores de la zona y se convierte en un sitio en donde vendedores de agua, helados o platos típicos se acercan al sitio para vender sus productos y vivir las emociones del fútbol.

Cuando vaya por el sur de Quito haga una parada en “La Magdalena”, pase por el Mercado y coma bien, rico y variado. Allí se encuentra de todo: corvinas, menudo, hornado y mote, también comida de la costa como encebollado y pescado fritos, hay jugos tradicionales y el conocido guaguamama, que viene de la placenta de la vaca. Además visite sus iglesias, capillas y el cementerio comunitario, que fue construido por sus propios habitantes.

También tome nota de las fiestas y participe de la que rinde tributo a la quebrada de Los Chochos; de la fiesta religiosa para conmemorar a Santa María Magdalena, patrona del barrio, el Pase del Niño, la Yumbada y la de Semana Santa.

Ojo, si de música y fiesta se trata, la Banda de Pueblo está dispuesta y lista para amenizar el momento y hacerle pasar un buen rato.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas: